Clima laboral. Díficil de determinar y medir. Tres aspectos esenciales

Clima laboral. Díficil de determinar y medir. Tres aspectos esenciales

 

El clima, parte más visible (perceptible) de una organización en comparación con la cultura, es un componente multifactorial, con partes objetivas y subjetivas, no fáciles de medir o de clasificar por importancia o peso.

Es cierto que al entrar en una organización, empresa de cualquier sector, observando las interacciones, expresiones, comunicaciones formales… podemos percibir parte del clima -entorno y condiciones en el que se trabaja y efecto que tiene en los empleados. Un clima dañado suele traducirse en comunicaciones inadecuadas, en manifestaciones fuera de lugar, en malas caras.

No todo el mundo percibe el mismo clima ni de la misma forma. Sería difícil comentar qué tres aspectos concretos son los más esenciales en la configuración del clima laboral.
En mi opinión, en una empresa de servicios, el clima dependería principalmente del reconocimiento del empleado (respecto a su valor, sus aportes, su potencial), del apoyo recibido por la institución en su desarrollo profesional (cursos o reciclaje, gastos extras relacionados con su actividad, facilidad de acceso a materiales y herramientas), y de los sistemas de comunicación interna explícitos que posibiliten una ágil y rápida comunicación horizontal y vertical. No necesariamente por este orden.

 

Espero sus comentarios.

Desde aquí, recomendamos el ebook (en formato editable) de F.Gan y G.Berbel sobre Clima laboral, donde encontrará las principales claves y herramientas par entenderlo e intervenir.

Clima Laboral – Ebook

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *